Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera
Cabecera

Ordenanza Paisaje Urbano

AL EXCMO. AYUNTAMIENTO DE SANTA CRUZ DE TENERIFE.

Participación ciudadana Ordenanza de Paisaje Urbano de Santa Cruz de Tenerife.

Don —–, representante legal de la Asociación Barrio del Toscal de Las Tribulaciones, con número en el Registro de Asociaciones de Canarias G1/S1/16951-10TF y NIF G76521517, con domicilio a efectos de notificaciones en C/ —-, código postal —, en Santa Cruz de Tenerife, en el periodo concedido para el trámite de presentación de reclamaciones y sugerencias a la Ordenanza Municipal de Paisaje Urbano de Santa Cruz de Tenerife, según anuncio publicado en el BOP de Santa Cruz de Tenerife nº 179 de 21 de diciembre de 2012, comparece y dice:

ALEGACIONES/SUGERENCIAS:

Primera.- Aspectos Generales.

Artículo 1: Ámbito de aplicación: En este artículo se precisa que el ámbito de aplicación de la ordenanza objeto de estas alegaciones será la Ciudad de Santa Cruz de Tenerife.

El paisaje urbano al no estar definido y a criterio de esta Asociación,  debería extenderse a todos los núcleos urbanos del municipio de Santa Cruz de Tenerife. Por tanto esta ordenanza será de aplicación a todos ellos (Añaza, Taganana, Valle Jimenez………..).

Esto viene a colación porque entre los objetivos de esta Ordenanza figura, concretamente en su artículo 2.3 “el soporte e impulso ordenado y racional del paisaje urbano, como instrumento decisivo para conservación del entorno”

Por otra parte, se pregunta esta Asociación si seha tenido en cuenta en la redacción de esta ordenanza, la tramitación y próxima declaración como área metropolitana la unión de los municipios de Santa Cruz de Tenerife, La Laguna, El Rosario y Tegueste.

¿En que afectaría esta declaración a esta Ordenanza, tienen los otros tres municipios ya aprobadas ordenanzas de este tipo? Existe algún contacto con estos tres Ayuntamientos en esta materia?

 

Artículo 4.2 Composición de la Comisión Técnica de Paisaje Urbano

Si otro de los objetivos de esta Ordenanza es “el desarrollo de la participación de la sociedad civil y del sector privado, tanto en la responsabilidad del mantenimiento como en la directa recuperación del paisaje”, entonces no existe coherencia entre este objetivo y la composición de dicha comisión.

–          Cinco miembros son elegidos y controlados por el político de turno ( la propia presidencia, tres funcionarios de la gerencia de urbanismo, el secretario y un profesional con prestigio en materia de medio ambiente urbano)

–          Sólo dos serán elegidos con independencia política: uno es el elegido por la Facultad de Bellas Artes y otro por el Colegio de Arquitectos.

SUGERENCIA: Teniendo en cuenta los objetivos de la Ordenanza se sugiere que esta Comisión Técnica del Paisaje Urbano tenga un mayor número de miembros. Se considera indispensable la presencia  del Colegio de Administradores de Fincas, pues son estos profesionales los que día a día ven toda la problemática de las diferentes comunidades de propietarios.

Se echa en falta, tras la modificación de la normativa específica en materia de supervisión de proyectos constructivos al  Colegio de Ingenieros y la representación de expertos en materia de seguridad y  prevención de riesgos. Es fundamental también la presencia del movimiento vecinal.

Se propone que no se cobren asistencias en las reuniones de esta Comisión.

Segunda.- Conjuntos históricos – Edificios Catalogados- Monumentos.

Los apartados de los artículos que se van a señalar en esta alegación y el resto de los no mencionados concordantes, como la determinación de las Áreas de Influencia,  vulneran la Ley 4/1999, de 15 de marzo, de Patrimonio Histórico de Canarias. Así, son los Planes Especiales de Protección los que determinan la ordenación y gestión del área afectada por la declaración de Conjuntos Históricos (Art. 30); los elementos que pretende ordenar la Ordenanza de Paisaje son los propios del PEP por mandato legal, cuyo contenido mínimo viene determinado en el Art. 31 de aquella, incluyendo aspectos tales como:   la normativa reguladora de la edificación, así como las obras y usos admitidos; los criterios de conservación, consolidación, restauración y, en su caso, rehabilitación y remodelación de los inmuebles, con un programa especifico de actuaciones para los catalogados; los criterios relativos al ornato de edificios y espacios libres, viales y sus pavimentos, mobiliario urbano, señalizaciones, cromatismo y demás elementos ambientales, programando las inversiones necesarias para adecuar el entorno a las previsiones del plan.

El Plan deberá incluir un catálogo de edificaciones y espacios libres, u otras estructuras significativas, definiendo los diversos grados de protección y tipos de intervención  posibles, según lo dispuesto en los artículos correspondientes de la citada Ley.

La vulneración de la Ley 4/1999 por el proyecto de Ordenanza no se ve superada por el contenido del apartado 2 del artículo 3 de la Ordenanza que le confiere a la regulación contenida sobre los Conjuntos Históricos un carácter provisional, sería absurdo entender que la temporalidad de una norma permite la vulneración de otra de rango superior.

A mayor abundamiento el apartado 3 de la Directriz 116 sobre Paisaje Urbano de la Ley 19/2003, de 14 de abril, en su letra a) establece que las ordenanzas municipales deberán regular con especial atención: “La estética de las fachadas y revestimientos exteriores a aplicar en los asentamientos rurales y agrícolas, en los centros históricos que no tengan la categoría de bienes de interés cultural, en los accesos a las poblaciones y, en su caso, en los frentes de las principales vías de comunicación.”

Por otra parte, resulta curioso que la iniciativa de regular determinados aspectos que afectan a los ámbitos declarados Conjuntos-Históricos y sus catálogos de protección parte del mismo órgano al que compete la tramitación de los Planes Especiales de Protección incumpliendo sistemáticamente el mandato contemplado en el apartado 2 del artículo 30 de la Ley 4/1999, y no es porque la declaración sea de anteayer, sino que se produjeron se produjeron para los tres Conjuntos-Históricos afectados en el año 2007.

Los apartados de los artículos a los que nos referimos son:

Apartado 2 del Art. 3 relativo a la aplicación de la Ordenanza de Paisaje Urbano relativo a la aplicación de la misma: “Hasta tanto no se aprueben los Planes especiales de los Conjuntos Históricos les será de aplicación lo se señale esta Ordenanza, en las competencias que abarca….”

Apartado 1 d) 1º del artículo 4 relativo a la necesidad de informe preceptivo y vinculante emitido por la Comisión Técnica de Paisaje sobre los proyectos relativos a actuaciones publicitarias o de otra índole reguladas por esta Ordenanza, en los Monumentos y Conjuntos Histórico-Artísticos, en los edificios incluidos en el Catálogo de Protección del Patrimonio del Plan General de Ordenación y en las parcelas o inmuebles contiguos a los bienes protegidos, según los casos señalados en las distintas partes de esta Ordenanza.

Apartados 1, 2 y 3 Art. 13  parte denominada “Zona de Conjuntos Históricos, Edificios Catalogados y  entornos de protección de Monumentos Declarados, relativos a carpintería, eliminación y cierro de huecos en edificios catalogados.

Artículos 14 (Actividad de identificación), 15 (Banderín identificador), 16 (Actividad de Publicidad),  17 (Banderín publicitario) y 18 -25 (Toldos) en la parte denominada “Zona de Conjuntos Históricos, Edificios Catalogados y entornos de protección de Monumentos Declarados.”

Apartado 8 Art. 41 que faculta a la Comisión Técnica del Paisaje para la identificación en azoteas de las edificaciones monumentales incluidas en el Catálogo de protección, los edificios catalogados y sus colindantes y los situados en las zonas declaradas como Conjunto Históricos o entornos de protección.

Apartado 4 Art. 44 sobre chimeneas en edificaciones catalogadas, edificaciones incluidas en Conjuntos Históricos o en entornos de protección de monumentos y colindantes a edificios catalogados.

SUGERENCIA: Que se proceda a la tramitación de los Planes Especiales de Protección pendientes desde hace 5 años.

Tercera.- CARTELES

Las letras a) y d) del apartado 1 artículo 20 de la Constitución española recogen y protegen los derechos:”A expresar y difundir libremente los pensamientos, ideas y opiniones mediante la palabra, el escrito o cualquier otro medio de reproducción”  y “A comunicar o recibir libremente información veraz por cualquier medio de difusión.”

No habría contracción entre lo que pretende el proyecto de Ordenanza en los apartados de los artículos que se señalan y el ejercicio del citado derecho constitucional si el Ayuntamiento previamente dispusiera de elementos suficientes  en el espacio público para  poner a disposición de los ciudadanos o sus asociaciones sociales, sin ánimo de lucro, para la exposición o difusión de sus comunicados al resto de los ciudadanos o vecinos. Pero la realidad se impone no es así.

Los apartados de los artículos a que nos referimos son:

Apartado 8 artículo 7. En general, se prohíbe la colocación de carteles, adhesivos o similares sobre cualquier elemento del paisaje urbano que no esté expresamente previsto para esta finalidad. Tampoco está permitida la aplicación de graffiti o pintadas sobre cualquier elemento del paisaje urbano, salvo autorización expresa.

Apartado 4 artículo 10: “Los elementos arquitectónicos de soporte -paramentos, ornamentos, marcos, cornisas, balcones, terrazas, barandillas, etc.- se tienen que mantener limpios y constructivamente sanos, sin pintadas, graffiti, carteles, adhesivos o elementos similares, ni tampoco elementos obsoletos.

Apartado 1 artículo 58. Las actividades de publicidad en los espacios públicos se pueden hacer en las condiciones establecidas y sobre los elementos dispuestos a tal efecto por el Ayuntamiento

Apartado 5 artículo 58. No se admite el lanzamiento de propaganda impresa y la publicidad acústica en el espacio público.

SUGERENCIA: Que la Ordenanza de Paisaje Urbano de Santa Cruz de Tenerife, recoja la obligación por parte del Ayuntamiento de instalar soportes para anuncios, en los espacios públicos de los barrios, destinados a la colocación de información/comunicados/otros, para uso de entidades de participación ciudadana y ciudadanos particulares, acorde con el número de habitantes del espacio público donde se instalen.

Cuarta.- PUBLICIDAD.

La Exposición de Motivos indica: “Además hay aspectos de la economía urbana como es la publicidad que no están regulados y generan cuantiosos beneficios de los que la administración local no está participando. Este sector, el  publicitario, está actualmente en esta ciudad en una situación completamente alegal.”

A pesar de su prolija regulación en los artículos 7, 16, 34, 54, 58 ,66, no queda claro si la publicidad que instalan las entidades financieras en edificios de uso mixto, concretamente, en los amplios ventanales acristalados de las fachadas, a la altura de la vía pública, está sometida a licencia o autorización o no, siendo deseable que la cuantía a abonen se corresponda con el tamaño del soporte de la publicidad.  ¿O los dejamos en la alegalidad?

Quinta.-  CONSTRUCCIONES.

Los artículos 10: Mantenimiento de la composición arquitectónica y de los paramentos exteriores de los edificios; Artículo 11 referido al deber de conservación de las fachadas exteriores, interiores y cubiertas s de los edificios; y los demás elementos propios de las fachadas (carpintería, y cierres, carpintería, persianas y rejas,…) y demás  artículos concordantes, se entiende que son determinaciones propias de las Ordenanzas Municipales de Edificación, de acuerdo con lo establecido en el artículo 40.1 del Decreto Legislativo 1/2000.

Sexta.-  CIUDAD SOSTENIBLE. AZOTEAS Y CUBIERTAS INCLINADAS. MEDIANERAS.

La Exposición de Motivos cita: Se quiere apostar por innovar en materia normativa y de ordenanzas municipales para conseguir una ciudad más sostenible. (…).. Es por tanto necesaria una labor de adaptación y encaje normativo de todas estas cuestiones aprovechando también para incorporar medidas que en algunas ciudades ya se ha comenzado a experimentar y es la regulación de los usos en cubierta y su tratamiento no sólo como quinta fachada sino como lugar propicio para albergar instalaciones que fomenten el ahorro energético y también como área a ajardinar. Se podrían constituir de esta manera corredores verdes urbanos que redundarán en una mejora de la calidad ambiental urbana y en la fauna y vegetación.”

Y dicho y hecho, los redactores del proyecto de Ordenanza entienden que una ciudad es sostenible con la instalación en las azoteas,  cubiertas  y medianeras de ajardinamientos, jardines intensivos, jardines extensivos, tratamiento vegetal… No regula los otros muchos elementos urbanos que inciden en la sostenibilidad y que, además son de obligada ordenación por exigencia de la letra c) de la Directriz 116 de la Ley 19/2003, de 14 de abril, como es: “El establecimiento de estándares de calidad ambiental en la eficiencia de los servicios urbanos, especialmente de limpieza, y en la reposición y mantenimiento de materiales deteriorados del espacio público.”

Nosotros que somos en nuestra mayoría canarios de nacimiento habíamos creído, porque así lo habíamos visto, que el uso de las azoteas en zonas urbanas es para instalaciones de elementos comunes de la edificación, para lavar y sobre todo, después del uso masivo de lavadoras para tender la ropa, usando para su secado energías renovables –sol y viento-, pero parece ser que no, que es el ajardinamiento, como también parece ser que aquí llueve en abundancia durante todo el año, pues vaya  si es así , que parece que no, compensa el ahorro de CO2 que produciría los corredores verdes en altura. Por otra parte, relega a un segundo plano el espacio reservado para la instalación de captadores de energía renovables – fotovoltaica y eólica.

A continuación señalamos algunos de los apartados y  artículos a los que, entre otros (Art. 28 y 29), nos referimos:

Artículo 37 contempla la posibilidad de excepciones a la altura máxima de las edificaciones, invadiendo el contenido que corresponde a los Planes Generales de Ordenación, ver, por ejemplo Art. 3.5.17 y siguientes de la Revisión del PGO en fase de aprobación provisional.

Apartados 1 y 10 artículo 38  produce asombroso que implante como “uso natural” del área utilizable de la azotea el ajardinamiento” y el “uso exclusivo” de las sobrecubiertas otro tanto de ajardinamiento, el apartado 2 del artículo 40 determina que el acabado “natural” de las azoteas transitables será el ajardinado.

El apartado 3 del artículo 40, resulta increíble: “En edificaciones de nueva planta o rehabilitación integral que permita la adopción de medidas para la plantación y su mantenimiento, de uso industrial, equipamientos, dotaciones y terciario, al menos el 80% del área utilizable y en edificaciones de uso residencial colectivo o uso hotelero al menos el 50% del área utilizable estarán destinadas a jardín intensivo o jardín extensivo, (…)

El apartado 5 del artículo 40, otro tanto de lo mismo.” En las azoteas intransitables de edificaciones de nueva planta el acabado será ajardinado,…” y “En el caso de azoteas intransitables de edificaciones existentes, con ocasión de obras de reforma que le afecten, primará el ajardinamiento…”

La regulación del  contenido de los señalados y concordantes, respecto a altura máximas, usos y reparto de la superficie, construcciones auxiliare corresponde a las normas pormenorizadas de los PGO, la normativa particular del planeamiento de desarrollo y de las Ordenanzas Municipales de Edificación.

SUGERENCIA: ¿No sería conveniente que se respetase el nº metros cuadrados de espacios libres (verdes) suelo por habitante que exige el Decreto Legislativo 1/2000 de 8 de mayo, por el que se aprueba el Texto Refundido de las Leyes de Ordenación del Territorio de Canarias y de Espacios Naturales de Canarias.

 

Séptima.- CONSERVACIÓN DE LOS ELEMENTOS DEL PAISAJE URBANO.

El apartado 1 del artículo 79 establece: “1.- Los propietarios o titulares de los elementos que conforman el paisaje urbano deberán mantenerlos en condiciones de seguridad, salubridad, ornato público y decoro, realizando los trabajos de mantenimiento y limpieza, así como las obras de reparación que sean precisas para su adecuada conservación, incluso cuando se deriven de actos vandálicos o de pintadas sobre los mismos.”

No es posible trasladar la responsabilidad a los propietarios por actos vandálicos o de pintadas realizadas por terceros, si la misma va acompañada de medidas coercitivas como es la orden de ejecución, la ejecución subsidiaria y las multas, o como responsables de una infracción administrativa. Al respecto se señala que la Jurisprudencia del Tribunal Supremo, que por abundante se da por conocida, que establece que al procedimiento sancionador y disciplinario de las Administraciones Públicas le son de aplicación los principios del Derecho Penal, en este son responsables los autores y cómplices de los delitos y faltas (Arts. 27 y ss. del Código Penal).

Los artículos 80, 81, 82 y 83 deberían tener en cuenta que el marco para la aplicación de las órdenes de ejecución lo marca el  artículo 157 del Decreto Legislativo 1/2000, que se trascribe:

“Artículo 157. Órdenes de ejecución de obras de conservación o de intervención.

1. (…).

Los Ayuntamientos estarán habilitados, además, para dictar órdenes de ejecución de obras de mejora en toda clase de edificios para su adaptación al entorno. Los trabajos y las obras ordenados deberán referirse a elementos ornamentales y secundarios del inmueble del que se pretenda restituir su aspecto originario o coadyuvar a su mejor conservación.

2. Las órdenes de ejecución podrán conminar, asimismo, a la limpieza y vallado del inmueble, así como a la retirada de publicidad comercial, carteles, rótulos, señales, símbolos, cerramientos, rejas, conducciones, cables, antenas u otros elementos no adecuados a las ordenanzas municipales.”

Octava.- RÉGIMEN DISCIPLINARIO Y SANCIONADOR.

 

Se detectan deficiencias o irregularidades en los siguientes:

Artículo 87, apartado 2 letras c) y d) recogen infracciones contempladas en el apartado 1 del artículo 153 y artículo 157 del Decreto Legislativo 1/2000; la e) esta regulado en el artículo 223 del citado Decreto Legislativo incluyendo sanción; la f) contempla una infracción de orden público; la g) contenido impreciso; la  h)  incide en contenido del 202.3.e) del Decreto Legislativo.

Artículo 87 apartado 3 letras  c) y d) constituyen criterios de graduación según Art. 223.1 del  Decreto Legislativo 1/2000; la letra g) de contenido impreciso.

Art. 89 letra c) en relación con los uso prohibidos incide en la actuación sin licencia o autorización previa. Sin son usos prohibidos no son autorizable.

 

En Santa Cruz de Tenerife a 25 de enero de 2013.

El Representante Legal

Leave a Reply